Factor de Impacto: 1.4

Artículo

Imágenes en cardiología

REC Interv Cardiol. 2023;5:232-233

Tratamiento percutáneo de seudoaneurisma postraumático de arteria pulmonar

Percutaneous treatment of post-traumatic pulmonary artery pseudoaneurysm

Luis Fernández González, Roberto Blanco Mata, Koldobika García San Román, Juan Carlos Astorga Burgo, Aída Acín Labarta y Josune Arriola Meabe

aSección de Cardiología Intervencionista, Hospital Universitario de Cruces, Baracaldo, Vizcaya, España

Mujer de 68 años ingresada por politraumatismo tras precipitarse desde una gran altura. Mientras estaba conectada a ventilación mecánica presenta un cuadro de hemoptisis autolimitada sin afectación hemodinámica, por lo que se le realizan varias tomografías computarizadas (TC) que muestran un seudoaneurisma de rama lobar superior derecha con unas dimensiones de 20 × 15 × 15 mm, sin datos de sangrado activo ni erosión, aunque con crecimiento progresivo (5 mm) en 3 TC sucesivas realizadas durante 5 días (figura 1, flechas). Dado el riesgo de rotura, se decide realizar una intervención percutánea para intentar el sellado del seudoaneurisma. Se obtuvieron los consentimientos informados pertinentes.


Figura 1.


En la angiografía se observa el seudoaneurisma englobando la bifurcación de 2 ramas lobares (figura 2A, flecha; vídeo 1 del material adicional), no favorable para el sellado con coils o con tapón intravascular, y sin una zona adecuada para el implante de stent clara, por lo que se decide implantar un stent recubierto hacia la subdivisión superior para aislarlo. Con un catéter Judkins right 4 (Launcher, Medtronic, Estados Unidos) se consigue el sondaje selectivo avanzando una guía de 0,035 pulgadas. Seguidamente, se avanza una vaina Destination (Terumo, Japón) de 7 Fr, a través de la que se implanta un stent recubierto de ePTFE (politetrafluoroetileno expandido) Begraft (Bentley InnoMed, Alemania) de 6 × 28 mm y se posdilata la zona proximal del stent con un balón semidistensible Crystal Balloon (Balt, Francia) de 10 × 30 mm. En la comprobación angiográfica se observa la exclusión completa del seudoaneurisma (figura 2B-F, flecha; vídeo 2 del material adicional). La paciente presenta buena evolución clínica y actualmente está asintomática, sin datos clínicos ni radiológicos de infarto pulmonar tras 6 meses de seguimiento.


Figura 2.


FINANCIACIÓN

Ninguna.

CONTRIBUCIÓN DE LOS AUTORES

Todos los autores han contribuido en la elaboración del manuscrito.

CONFLICTO DE INTERESES

Los autores declaran no presentar ningún conflicto de interés en relación con el asunto del manuscrito.

MATERIAL ADICIONAL



Vídeo 1. Fernández González L. DOI: 10.24875/RECIC.M22000347



Vídeo 2. Fernández González L. DOI: 10.24875/RECIC.M22000347

* Autor para correspondencia.

Correo electrónico: luisfg82@hotmail.com (L. Fernández González).

Editoriales

Recic 23 087 F2

Artículos originales

Recic 23 007 F1
Recic 23 053 F3
Recic 23 042 F3

Debate

A debate: Estenosis aórtica grave asintomática, ¿es el momento de actuar?

Recic 23 082 F1
Recic 23 083 F1

Imágenes en cardiología

Recic 23 038 F1
Recic 23 064 F3

Cartas científicas

Recic 23 028 F1